Ayurveda Moksha

CONOCIÉNDONOS A TRAVÉS DE LA OBSERVACIÓN DE LA NATURALEZA

Hola! Mi nombre es Tana y estaré compartiendo por acá en el blog un poco sobre mi viaje con la medicina ayurvédica.

Estoy en Cuzco, en el valle sagrado de los incas en Perú. Este lugar es muy mágico para mí, nunca deja de sorprenderme. Las montañas son realmente poderosas, guardan mucha energía y sabiduría ancestral. Para mi uno de los aprendizajes más grandes que he podido encontrar en el camino está en la observación de la naturaleza, observando la naturaleza externa que en realidad me enseña que somos naturaleza por donde nos veamos.

Vine por unos días por acá al valle sagrado y termine dándome con la sorpresa de que ahora pasaré más tiempo del que tenía planeado estar acá.  Y la verdad siento que es un gran regalo, por acá todo se mueve de manera diferente, los ritmos de la naturaleza son más visibles o quizás el ritmo al que voy por acá es más tranquilo y me permite percibir más.

La naturaleza está en constante transformación al igual que nosotros pero no tiene prisa alguna, tiene un ritmo propio y todo se va moviendo y moldeando. No hay un apuro o una urgencia, se va dando naturalmente como una necesidad de existencia.

Acá estando rodeada de tanta naturaleza, siento el espacio contenedor, miro al cielo en las montañas y veo al sol iluminando con intensidad el día y regalándome calor, el sol que ilumina los días y que también anuncia el cambio entre la noche y el día y luego como en cuestión de segundos el viento mueve las nubes y lo que un momento se ve iluminado por el sol y lleno de luz, luego al pasar la nube se vuelve oscuro y lleno de sombra, el viento va moviendo. Y esta también el agua que está presente algunas veces en lluvia, otras veces la escucho en los canales que recorren todo el pueblo o cuando voy a la montaña la veo bajar de las alturas recorriendo caminos largos y generosos, al escucharla a veces escucho también todas las historias que lleva de todos los caminos que recorre. Y esta la tierra que sostiene todo con su fuerza. Con cada paso que doy la siento y con los espacios de quietud también puedo olerla. Siento su temperatura y su firme abrazo rodeándome y nutriéndome.

¿Cuando piensas en Ayurveda o escuchas hablar de medicina ayurvédica, en qué piensas? ¿Qué es lo primero que te viene a la mente?  Quizás piensas en la alimentación o en el estilo de vida y si, todas estas cosas son parte del sistema con el que trabaja la medicina ayurvédica, pero en realidad el ayurveda es mucho más que solo eso, el Ayurveda está a nuestro alrededor y podemos encontrarlo con mucha claridad en la naturaleza. Todo el universo está formado por los 5 elementos: éter, aire, fuego, agua y tierra. Todo se mueve con estos 5 elementos y el ayurveda nos enseña que nuestros cuerpos son recipientes que comprenden los cinco elementos.  Estos elementos se combinan para formar a Vata, Pitta y Kapha, las constituciones con las que el ayurveda trabaja.

Vata es la combinación del éter + aire, es el principio del movimiento.                                                        Es cambiante, como las hojas de los árboles que cambian de color y casi sin avisar caen de los árboles. Vata es seco y áspero, como el tronco del árbol, es como ese viento fuerte que al tocar la piel nos hace sentir frío y nos remueve. Vata es el ritmo rápido de la naturaleza.

Pitta es la combinación del fuego + agua, es el principio de transformación.                                          Todo en la naturaleza se está transformando. Una semilla que se transforma en planta, un renacuajo que pasa a ser rana, un capullo que pasa a ser mariposa. Pitta es caliente y también es luz, como el sol que brilla.

Kapha es la combinación de la tierra + agua, es la energía de la estructura y la lubricación.                  Tiene la fuerza y pesadez de una montaña y también es húmedo como la lluvia y el roció de la mañana.  Kapha es sólido como las piedras y la tierra.

Las constituciones o doshas que parten de los elementos están presentes en todo lo que nos rodea y a medida que observamos con más atención cómo los doshas se manifiestan en la naturaleza, nos hacemos cada vez más conscientes de cómo interactúan también en nuestro cuerpo de distintas maneras.

Los invito a prestar atención a aquellos pequeños detalles que nos rodean, ya sea estén en la ciudad o en el campo, siempre está presente la naturaleza y sus movimientos. Tanto afuera como adentro.

Tana Cárdenas.                                                                                                                                      Terapeuta de medicina Ayurvédica y Terapeuta de Artes Expresivas

Me forme en Ayurveda en la escuela del Dr. Vasant Lad en The Ayurvedic Institute – Albuquerque- NM,    y en el Vasanta Institute of Ayurveda en Pune, India. Y estudié terapia de artes expresivas en TAE PERÚ, en alianza con la escuela suiza European Graduate School (EGS).

Instagram : @mokshaartedesanar                                                                                                      Facebook : @Mokshayurveda                                                                                                          Whatsapp: +51 991381596

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Prueba nuestra clase gratis:

Los tres pilares para una salud radiante

 

Suscribite y accedé inmediatamente a una clase gratuita para experimentar los tres pilares fundamentales de Siddhi Lifestyle: Cuerpo, respiración y mente.

¡Gracias por sumarte! La clase ya está en camino a tu bandeja de entrada